viernes, 30 de julio de 2010

falta transparencia

Decía hace dos semanas, que la postura del PP con respecto a la antigua Astano parecía ser una postura de doble juego, y hoy, pasado ya el debate del Estado de la Nación y por lo ocurrido a la hora de votar las propuestas de Resolución presentadas por los diferentes grupos parlamentarios, lejos de tener que rectificar, tengo que decir que mis sospechas parecen estar más que fundamentadas.
El BNG y por medio de su diputado, el Sr. Jorquera, presentó una propuesta de Resolución (que es un mandato al ejecutivo) que llevaba implícita dos cuestiones, una, relativa al decreto del carbón y que tan funestos resultados puede llegar a tener para las comarcas de As Pontes y Cerceda, y otra, que con respecto al astillero de Fene, pretendía que el gobierno de España iniciase formalmente y sin más dilación, los trámites necesarios para renegociar con Bruselas el veto que pesa sobre el astillero. Pues bien, curiosamente, el PP se abstuvo en la votación permitiendo de esa manera, que la propuesta de Resolución no saliese adelante al contar con los votos en contra del PSOE.


¿Hay doble juego o no lo hay? ¿Por qué en Galicia y por supuesto en Ferrolterra, el PP se muestra de una manera y en Madrid de otra? ¿Acaso se puede entender la postura del Sr. Fernández de Mesa haciendo preguntas y más preguntas al gobierno con respecto a Astano y luego que se abstenga a la hora de votar para establecer un mandato al ejecutivo? No Srs, esto no hay quien lo entienda, y como mucho y en el mejor de los casos, estas posturas solo las entienden Vds, los políticos profesionales.

Llegamos a un punto, en que ya no se puede tener confianza ni en las personas a las que uno mismo (los de Ferrolterra) elije para la defensa de nuestros intereses. Y es que lo que ocurre con Astano, sucede de igual forma con el decreto del carbón. ¿A qué obedece que el PP de Galicia promueva mociones en todos los ayuntamientos contra el decreto y sin embargo en Madrid opte por no apoyar la resolución presentada para la defensa de los intereses de la Comunidad?
El PP en estos momentos y en estos temas concretos, se está comportando como si de dos partidos diferentes se tratase, diciendo y haciendo una cosa en Galicia y otra bien diferente en Madrid. Sin embargo, esta aparente diferente forma de proceder, no deja de ser – en mi opinión – un espejismo más ¿O acaso y después de diez días de este comportamiento en el Parlamento Central, hubo alguna reacción del PP gallego o de los de Ferrolterra? Nada de nada, aquí y por lo que parece, todo son palabras para la galería. Cada vez es más evidente que lo único que les preocupa a nuestros políticos es alcanzar el poder, de la forma que sea y a costa de lo que sea, y si para ello, es necesario engañar a los ciudadanos, se hace, al fin y al cabo, solo se trataría de una vez más.
Jugar con dos barajas es propio de tahúres, y eso es justamente lo que parece que está haciendo el PP en estos momentos con cuestiones tan sumamente importantes para Galicia como lo son el naval y el carbón. No se puede jugar con una baraja en Galicia y otra en Madrid, aunque si lo hace y eso, insisto, al menos es lo que parece, es, y todo hay que decirlo, porque los ciudadanos se lo permitimos, por eso y porque además los partidos lo saben, juegan con nosotros con tanta impunidad. La sociedad tiene que exigirle un mínimo de transparencia, decencia y coherencia, tanto a los partidos como a sus políticos, y en función de la demostración de esas cualidades, hacerles luego patente el apoyo o no, que ellos solicitan cuando nos llaman a cumplir con el derecho y el deber que todos tenemos como ciudadanos.

El PP, tan crítico con el PSOE cuando éste, como ya hizo y hace, toma una decisión aquí y otra bien diferente en Madrid, si quiere ganar credibilidad no puede practicar el mismo juego, por que eso, lo que hace es deslegitimarle de cara a la sociedad.


La actitud que muestran los dos grandes partidos con los intereses de nuestras comarcas dista mucho del compromiso que dicen tener, y ambos los dos, tienen que dar muestras más serias de las hasta ahora demostradas para ganarse el apoyo de los ciudadanos de cara a estas ya inminentes elecciones municipales.
El sector naval y el del carbón, son, para Galicia, sectores fundamentales y por lo tanto, tanto el uno como el otro, exigen mayor seriedad y responsabilidad. Cualidades estas, puestas más que en entredicho por los últimos comportamientos de los dos grandes partidos a nivel estatal.
jesus varela rivas
diariodeferrol.com

jueves, 29 de julio de 2010

La Mancomunidad pedirá una reunión con Almunia para abordar la situación de Astano

La Mancomunidade de Municipios de Ferrol e Comarca solicitará una reunión con el comisario de la competencia de la Unión Europea, Joaquín Almunia, para pedirle una solución a la situación de Astano. Los miembros del ente supramunicipal llegaron a este acuerdo en la sesión extraordinaria celebrada ayer para debatir la situación del astillero fenés, a petición de la comisión ciudadana Rumbo 21, promotora de la Iniciativa Legislativa Popular para exigir el levantamiento del veto a la antigua Astano.
El gerente de la Mancomunidade, Luis Alcalá, explicó al término de la reunión que la decisión se tomó después de que el presidente del colectivo, Jesús Álvarez, realizase una solicitud reclamando la intervención de los concellos para exigir el encuentro con el responsable europeo.
Punto único
En aquella ocasión se acordó convocar un pleno extraordinario de la Mancomunidade para debatir en exclusiva este aspecto. La sesión se celebró ayer y a ella asistieron representantes de los municipios integrantes, que acordaron por consenso dar cumplimiento al punto en el que, como entidad representativa de Ferrol, se pedía que se negociase con el gabinete de Almunia una reunión para buscar una salida a la situación actual.
Solicitud «en breve»
Alcalá aseguró que «en breve» se cursará esta petición. De hecho, se aguarda que cuando el pleno de la Mancomunidade se vuelva a reunir, en el mes de septiembre tras el parón de agosto, ya se haya remitido la solicitud. El gerente matizó que, en cualquier caso, el acuerdo se llevará a cabo basándose en los acuerdos ya adoptados en los plenos de los distintos municipios y en la Lei de Fomento do Sector Naval aprobada hace unas dos semanas por el Parlamento gallego a raíz de la Iniciativa Legislativa Popular. La decisión adoptada ayer por la Mancomunidade fue comunicada ya a los representantes de Rumbo 21.

miércoles, 28 de julio de 2010

brotes verdes

Despois do suculento empacho de fantasía colectiva, cando pensabamos que a bonanza era un todo interminable e o auxe económico o seu perpetuo inseparable; contra todo prognóstico e sen previo aviso, a crúa realidade cursou a súa visita de rigor para marcarnos o distingo esencial entre a alucinación e a certidume e para lembrarnos igualmente que a mentira como defensa da ilusión, é unha insolvencia propia de insensatos proclives a manipular o evidente coa malsán intención de ampliar a súa fatídica permanencia no cume xerárquico.


Este país que nun pasado recente presumía de ser a oitava potencia económica, e que demandaba un recoñecemento de tal condición a través da súa inclusión dentro da elite mundial dos países con peso económico relevante; resulta, que o primeiro embate da crise global veu demostrar que a recorrente cantilena da nosa solvencia probada, máis que unha realidade era unha aparencia ilusoria, e proba diso é o expoñente das entidades financeiras sobre as que en pleno proceso de rescate manifestouse até a saciedade que gozaban dunha saúde envexable, cando a evidencia a tempo presente traduce os seus balances de solvencia na antesala da bancarrota, e como aleccionador referente de tal afirmación, léanse os 126.300 millóns de débeda acumulada que as entidades financeiras españolas teñen contraído co Banco Central Europeo (BCE) e a circunstancia engadida de que súa insuficiente reputación impídelles a concorrencia ao resto de mercados interbancarios, véndose forzadas en exclusiva a un financiamento vía instituto emisor, extremo este que fala por se só.



E isto é así a pesar de que as entidades españolas, parece saísen airosas do exame de fortaleza que o Comité de Supervisores Bancarios Europeos realizou a instancias das autoridades da Unión, por canto os resultados desa instrución non teñen por obxectivo escrutar a realidade intrínseca da banca, senón rehabilitar no publicitario a confianza dos mercados no sector bancario da zona euro, aínda que para iso a realidade quede relegada a testemuño inoportuno, está visto e nunca máis certo que o papel soporta o que se lle boten
Pero se o panorama das entidades bancarias é de pano e lágrimas, o das finanzas públicas é para chorar a barullo, pois como mostra, dicir que a nosa débeda externa é de 1,7 billóns de euros, caseque o 170% do PIB e este parámetro é aleccionador e obviamente demostra a inconsistencia da falacia recorrente de quen bota balóns fora e promove unha xustificación da situación aducindo factores exóxenos alleos á competencia xestora do executivo do estado, nin que dicir ten, que isto á parte de inconsistente é unha fórmula extravagante de expurgar responsabilidades.


A verdade é outra, pois moito antes de que chegase a crise con sinal de globalización, a economía española xa estaba coa auga ao pescozo, e iso foi así, pola indución hipnótica de quen insensatamente disfrazaron o boom financeiro de milagre económico e alentaron colectivamente que a sociedade en pleno endebedásese até as cellas, sen caer na conta de que tal decisión por inoportuna e desatinada representaba a posta en en práctica dunha versión anticipada das mal afamadas “sub prime", cuxa incidencia, á parte de crear unha desmedida continxencia financeira inflou desmesuradamente a débeda e desbocou o déficit público.


Parafraseando cabe decir, que o verdadeiro problema foi non saber que tiñamos un problema, por iso fíxose caso omiso da rotundidade dos feitos e inconscientemente no canto de fixar a vista no punto neurálxico, os obrigados a articular transformacións, dedicáronse a mirar cara a outra parte e despistar a realidade; se non fóra así, decataríanse coa anticipación debida e terían capacidade de manobra suficiente para reconducir a situación, pero nun exercicio de negación deixaron deteriorar a realidade até o extremo de que teriamos entrado en crise á marxe de que a financeira internacional non ocorrese .


Por esas censurables distraccións e absurdas negacións do evidente , o que inicialmente puido quedar nunha simple crise estrutural, tomou a dimensión e escala dun cambio de ciclo que forza reformular a concepción do modelo económico e da súa estrutura produtiva, pero o paradoxal da tardía reacción minguou a capacidade de manobra do estado, por canto as equívocas políticas anteriores colcáronos aos pés dun cabalo indomable representado polos propios artífices da crise e do afundimento económico, que despois de obrigar o endebedamento do estado para frear a súa desfeita, agora tentan facer o negocio do século a través de subscribir en condicións severas a necesaria débeda de reactivación.
Habendo de engadir a iso, que as lixeirezas de tempos pretéritos induciron acollemento ao xeneroso financiamento que ofertaban os bancos internacionais e cuxa débeda viva polos avatares da crise, transformouse nunha arma arreboladiza como resorte de ofensiva especulativa que se cabe acentúa aínda máis a imprecisión da reactivación económica.


Sen mais paliativos hase concluír que estamos ante unha situación de emerxencia pero teimudos en enfrontarnos á crise con análises erróneas, e proba diso son as últimas medidas do goberno, que non por necesarias, deixan de ser panxoliñas que en exclusiva atenden satisfacer as apetencias momentánea dos árbitros financeiros, pero que a medio / longo prazo xerarán un agravamento da situación, por canto á parte de incrementar o esforzo fiscal dunha sociedade cada día mais empobrecida, mancan o circuíto de consumo, co agravante de cercenar o investimento produtivo, que é o mesmo que retirarlle a ferramenta ao futuro
Os culpables xa están identificados, pero politicamente que ninguén teña a absurda pretensión de parasitar no problema sen promover solucións, son tempos de responsabilidade e madurez, deixando á marxe o espírito de campanario das amalgamadas parroquias políticas.


(*) Xosémanuel Galdo-Fonte é secretario xeral de IEN por Europa

jueves, 22 de julio de 2010

la ugt reclama, pero ¿qué reclama?

Viernes, 23 de Julio de 2010 00:05 Jesús Varela Rivas

La pasada semana, concretamente el jueves día 15, se celebró en nuestra ciudad el primer Comité de la Federación Gallega del Metal, Construcciones y Afines de la UGT, y en él, se aprobó una resolución en la que se reclama la permanencia de la antigua Astano dentro del sector público. Y ante esto, cabe hacerse la siguiente pregunta ¿Quién o quienes pidieron aquí, en Ferrolterra o en Galicia, que el astillero de Fene deje de pertenecer a la empresa pública?.

Por lo que se sabe, por lo que al menos desde los dos últimos años se viene diciendo, lo que se demanda es que al astillero de Fene se le levante el veto que desde Bruselas y Madrid se le impuso para que no pueda construir buques civiles hasta el 2015, pero en ningún caso se pidió expresamente que se privatizase. Por lo tanto, ese tipo de resoluciones, lo que hacen realmente es confundir a la sociedad.
Quienes últimamente dieron la cara por Astano, Rumbo 21 y los miles de ciudadanos/as de Ferrolterra firmantes de la ILP, nunca pidieron expresamente que Astano dejase de ser empresa pública, ¿o acaso ya no se recuerda que la CIG, aún defendiendo que el astillero continúe siendo público, apoyó la manifestación que organizó Rumbo 21 pidiendo el levantamiento del veto?. Lo que se viene exigiendo, es que el Gobierno central dé los pasos pertinentes para iniciar un proceso de negociación con Bruselas que lleve al levantamiento de la prohibición que pesa sobre el astillero. Por eso, lo que hasta ahora argumentaron y continúan haciendo, tanto la UGT como otras organizaciones, no pasa de ser una excusa para justificar un determinado comportamiento.
Reclamar, es mostrar oposición hacia una decisión o asunto que se considera injusto, y por lo tanto, se podría entender que ante una decisión del gobierno de querer cambiar el actual status del astillero, ésta o cualquier otra organización, reclamase que dicho cambio no se efectuase. Pero en este caso concreto y al no darse ningún paso en ese sentido, esa supuesta reclamación no deja de ser una cortina de humo que impida ver a la ciudadanía otros motivos –si es que los hay– para justificar esa falta de apoyo a la reivindicación del levantamiento del veto.


En Filosofía, la reflexión es el proceso de meditar o de considerar algo de forma detenida, y en este caso, lo que se demuestra, es que en este primer Comité de la Federación Gallega del Metal de la UGT, no hubo ni la más mínima reflexión en cuanto a la situación que vive la antigua Astano y la comarca de Ferrolterra.
Y precisamente por esa situación que en Ferrolterra se vive en niveles de desempleo, lo que realmente llama la atención es que la resolución aprobada por ese primer Comité de la UGT, no fuese pedir con toda la contundencia posible la vuelta del astillero a la plena actividad dentro de la construcción naval civil. Y eso, Srs de la UGT, sí que sería ser coherentes y responsables con el compromiso, como muy bien dice el Sr. Cesáreo Fraga en un articulo de prensa de hace aproximadamente dos meses, que la UGT tiene, como tal sindicato, con la prioridad de promover la generación de empleo.
En el citado artículo, el secretario comarcal, Cesáreo Fraga, primero habla del veto existente como de un nefasto y maldito veto, sin embargo, tanto su actitud personal como la del sindicato al que él representa, distan mucho de mantener una posición contraria a la situación que el astillero vive, una situación, que paradójicamente, él mismo también califica de injusta. Luego, hace referencia a la postura que mantuvo su sindicato, como si de una postura de notoriedad se tratase con respecto al astillero, cuando la realidad, es que si en algo fue y es notoria esa postura, es en la pasividad que mantiene en cuanto a la situación actual del mismo.
La indiferencia y el desinterés con que la UGT está tratando la situación de la antigua Astano, con lo que nuestras comarcas están sufriendo en materia de empleo, no se puede entender. Estamos ante una situación que no admite más esperas, ni al año 2015 –como en el artículo se dice– ni seis meses más, y por lo tanto, no queda otra postura que hacer una reclamación, pero ésta, tiene que ser la del levantamiento del veto y no otra.

Las organizaciones políticas y sobre todo las sindicales, tienen y deben de ser capaces de reconducir la inquietud que ya miles de ferrolterranos demostraron tener con el astillero de Fene. Y en ese contexto, hay que decir que la tranquilidad y paciente espera, no son precisamente lo que más convenga para el futuro de nuestras tres comarcas, por lo tanto, se hace necesaria una auténtica reflexión por parte de todos así como un esfuerzo extra en un ejercicio de responsabilidad, encaminados a la liberar al astillero de las ataduras que aún padece.

diariodeferrol

miércoles, 21 de julio de 2010

O ministro de Industria asegura que o Goberno está a facer o posible para que Navantía-Fene volva á actividade naval civil

agalega.info - Videos das noticias dos informativos da TVG

El BNG advierte que "no es creíble" que PSOE y PP defiendan a Galicia tras la votación sobre el decreto del carbón

FERROL, 21 Jul. (EUROPA PRESS) -

El portavoz nacional del BNG, Guillerme Vázquez, ha advertido este miércoles de que "no es creíble" que PSOE y PP defiendan los intereses de Galicia, sobre todo, después de la votación de este martes en el Congreso de los Diputados al respecto de una propuesta de resolución de los nacionalistas en la que pedían incluir las especificidades gallegas en el decreto del carbón. Los socialistas rechazaron la iniciativa y los populares se abstuvieron.

Durante la presentación de la candidatura del BNG para concurrir a la Alcaldía de Ferrol, Guillerme Vázquez acusó a los partidos estatales de seguir políticas "regresivas" y "antigallegas", no sólo con el decreto del carbón, sino también al respecto del veto a la construcción naval civil que pesa sobre a Navantia Fene.

El líder nacionalista critica que en el debate celebrado este martes en el Congreso de los Diputados el PSOE votara en contra de los cambios reclamados en el decreto del carbón y el Partido Popular se abstuviese. "¿Cómo podemos esperar que estos partidos tengan un comportamiento diferente a nivel de institución municipal?", se pregunta.

Así, ha concluido que "no es creíble que mantengan posiciones diferentes a las de sus partidos" en el ámbito estatal y asegura que "en contextos nuevos" es preciso "políticas nuevas desde el compromiso exclusivo con Ferrol y con el país".

DEFENSA DEL CANDIDATO

El portavoz nacional del BNG defiende que el candidato Xoán Xosé Pita es una "persona con experiencia contrastada, capaz, comprometida, con valores y principios" y que liderará "un equipo de trabajo" frente "a figuras mesiánicas".

Vázquez asegura que el BNG se presenta a las elecciones municipales en Ferrol con la "legítima aspiración de gobernar", en un "contexto económico y social diferente", en el que el Gobierno central del PSOE está aplicando "recetas aplaudidas por el PP", basadas en recortes económicos y laborales.

En esta situación, afirmó que el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, "es justo el problema" y de él "no cabe esperar mejora o beneficio sustancial para los municipios". En el actual contexto económico, lamentó el "sistema de financiación injusto" de los Ayuntamientos y defendió que el BNG apuesta porque los administraciones locales "no sean réplicas de las políticas del PP y del PSOE".

"ALTERNATIVA CON DNI NACIONALISTA"

Por su parte, el cartel nacionalista en Ferrol, Xoán Xosé Pita, ha recalcado que su candidatura se presenta como una lista "renovada y con DNI nacionalista", como "alternativa al modelo propagandístico del gobierno local del PSOE".

Pita apuesta por una "ciudad sin muros" y censura la decisión del Gobierno de mantener el muro que rodea al Arsenal, por considerar que "es un símbolo moral" para transmitir un veto al pueblo de Ferrol, al igual que a la construcción civil en Navantia Fene. "Frente a la deslealtad del PP y a la traición del PSOE, se sitúa el compromiso del BNG con el sector naval", señala.

Así, el candidato nacionalista también aboga por una nueva negociación con el Ministerio de Defensa para que la ciudad departamental incremente sus ingresos por los terrenos militares que están ocupados en la ciudad.

El BNG se queda solo en el Congreso en su lucha contra el plan del carbón: Los socialistas votan no a su propuesta de renegociar el veto que pesa en Astano


Mal día en el Congreso para los intereses gallegos. A la espera de que se decida el futuro de la ley estatal de cajas o de la reforma laboral, los votos en contra del PSOE y la abstención del PP echaron abajo la propuesta a favor de los intereses de Galicia del BNG en dos temas capitales: los planes para el carbón y el futuro de Navantia Fene. En el Debate del Estado de la Nación, los nacionalistas demandaron incluir especificidades gallegas en el decreto del carbón del Gobierno central, y renegociar el veto que pesa sobre la antigua Astano para que pueda volver a construir buques civiles.


También fue rechazada por los socialistas la iniciativa del PP para la promoción de los intereses de los españoles en la UE. Los populares pedían impulsar ante Bruselas la negociación para levantar el veto, y varias propuestas para mejorar la situación del sector pesquero gallego.
La propuesta impulsada por el BNG, que recogía el decreto del carbón y el veto de Navantia, contó con 25 votos a favor, 169 en contra y 152 abstenciones. En la jornada, los populares habían mostrado su apoyo a la resolución para incluir en el decreto energético del Gobierno las características singulares del sector en Galicia, pero anunció su abstención antes de votar.

A los socialistas gallegos tampoco les gusta que se prime el carbón autóctono, pues se condena a las térmicas de As Pontes y Cerceda a la casi paralización total. Consumen carbón importado o gas natural en sus ciclos combinados. El Consello Galego de Cámaras reclamó ayer a Moncloa que "se replantee" esta reforma por sus "graves consecuencias" para Galicia.
Precisamente, Bruselas propuso ayer prorrogar hasta 2014 las ayudas públicas al carbón, que expiraban a finales de 2010. Obligará a presentar planes de cierre para las minas deficitarias, aunque sobre el plan específico de España no se pronunciará hasta después del verano.

martes, 20 de julio de 2010

PP e PSOE impiden que o Congreso aprobe a resolución do BNG sobre o Decreto do Carbón

Madrid, 20 Xullo 2010. O PP e o PSOE impediron esta tarde que o Pleno do Congreso aprobase a proposta de resolución do BNG que demandaba a modificación do Decreto do Carbón para defender a viabilidade futura das comarcas mineiras galegas (As Pontes e Meirama). Na mesma proposta, ía a demanda dos nacionalistas galegos para que a antiga Astano volte a construir buques civís. O resultado da votación foi: 25 votos a favor, 169 en contra e 152 abstencións.

PP e PSOE retrátanse en Madrid

A abstención do PP e os votos en contra do PSOE impediron que o Pleno do Congreso aprobase a resolución do BNG sobre o Decreto do Carbón e Navantia Fene. O grupo socialista opúxose a reformar o Decreto do Carbón para ter en conta a singularidade das comarcas mineiras galegas e o grupo popular que, nun primeiro momento, dixera si á resolución do BNG, despois cambiou a sentido do seu voto unha hora antes da votación.

O BNG demandaba a modificación dos contidos básicos do Decreto do Carbón para adaptalo ás especificidades das distintas comarcas mineiras, pedía diálogo cos distintos axentes implicados e que se teñan en conta a singularidade das comarcas mineiras galegas (As Pontes e Meirama).

No debate, Jorquera recoñeceu a necesidade de desenvolver economicamente a zonas de grande dependencia mineira como é o Bierzo, pero “tamén hai que ter en conta os intereses das comarcas mineiras galegas que realizaron grandes investimentos para se adaptar ao carbón foráneo, máis sostíbel e máis barato”. Incluso aludiu ás advertencias da Comisión Nacional da Competencia que dixo que a aplicación do Decreto ía encarecer moito os prezos.
A Xunta terá que explicar o sentido do voto do seu partido

Ao rematar as votacións, o deputado do BNG acusou ao PP e ao PSOE de “supeditar os intereses de Galiza aos doutras zonas do Estado. A nosa proposta era enormemente flexíbel e aberta co obxectivo de conciliar os diferentes intereses existentes, pero comprobamos como o PSOE e o PP antepoñen os intereses doutras zonas do Estado aos intereses de Galiza”.

Ademáis, engadiu, “a Xunta terá que explicar como un decreto ao que se opón e ao que presentou alegacións despois non ten correspondencia nas votacións no Congreso”.

Noutro dos puntos desta resolución, o BNG emprazaba ao Executivo a “establecer de imediato negociacións formais na UE solicitando a revisión dos acordos de 2004 que limitan até o 2015 a actividade produtiva do estaleiro de Fene”. O obxectivo é que a antiga Astano volte a construir buques civís.

Na súa intervención en defensa das iniciativas do BNG, Jorquera afirmou que “non basta coas boas palabras, non é suficiente con dicer que se segue a traballar, son precisas negociacións formais”.
Tampouco saiu adiante esta demanda histórica dos nacionalistas galegos pola falla de respaldo dos dous grupos maioritarios da Cámara, PP e PSOE.

lunes, 19 de julio de 2010

Bruselas vacila en rescatar astilleros

(FNM) Podría resultar demasiado tarde para salvar a los astilleros constructores europeos.
Después de leer las noticias acerca del esquema de “Desguace para Construcción” adoptado por China,  los astilleros de la Unión Europea (UE), deben haber dejado escapara un amargo suspiro.
El gobierno chino ha decidido estimular la demanda de nuevas construcciones mediante un subsidio para el desguace de buques viejos, a un valor de USD 220 la tonelada.
De acuerdo con lo informado, se imponen dos condiciones: sólo pueden acceder al subsidio los propietarios de buques de arqueo superior a 1.000 que enarbolen bandera china; y todos los buques de reemplazo deben ser de fabricación local.
“Copiaron nuestra idea. Deberíamos pasarles la factura”, bromea Reinhard Lüken, secretario general de la Asociación de Astilleros de la Comunidad Europea (CESA). Para Lüken, la decisión china de dar una mano a su industria doméstica “es muy pragmática”.
Por el otro lado, Europa ha adoptado una postura más dogmática, y ha desechado dar cualquier apoyo a astilleros en problemas.
Según Ruth Paserman, funcionaria de la Comisión Europea con responsabilidades en la industria naval dentro del gabinete del comisionado Antonio Tajan, cuando Bruselas abordó informalmente la cuestión, las capitales nacionales se mostraron “poco entusiasmadas” por hacer nada. 


Se manifestó una “nueva tendencia” dentro de la Comisión de “valorizar la base indus-trial”, antes que simplemente reposicionarla, dijo la funcionaria. Pero tomará tiempo difundir esta tendencia entre los 27 estados miembros de la Unión. “No somos Corea. No somos un único país”, dijo Paserman durante un reciente seminario del Parlamento Europeo. La reorientación de la política “toma un tiempo del que tal vez los astilleros constructores no dispongan. Espero que no sea el caso”.
El punto de cambio en la batalla librada por la industria para convencer a los legisladores de urdir un esquema de subsidios, fue probablemente el Consejo de Competitividad de la UE celebrado en mayo. Se trató en realidad de una reunión de ministros de industria. El título “competitividad” refleja la amable indiferencia que ha dominado la política industrial europea durante la última década.


CESA  y sus aliados han removido cielo y tierra sólo para lograr que la industria de la construcción de buques entrara en la agenda, bajo el título “otros asuntos”. De no ser por una declaración conjunta de apoyo a CESA apoyada por más de 30 regiones europeas, la presidencia española de la UE podría haber desestimado la inclusión del punto en la agenda.
Durante la reunión, y según trascendió, sólo Italia se refirió al tema. El comunicado posterior al Consejo se refirió al tema en un solo párrafo. La Institución, dijo, “tomó nota de la situación y perspectiva de la industria europea de construcción de buques”, y de los remedios sugeridos. No quedó constancia de que la cuestión vaya a ser reconsiderada.
No hay duda de que los gobiernos de la UE están quebrados. Si existió alguna simpatía por la súplica de los astilleros el año pasado, se ha evaporado desde que se impusiera la actual ola de austeridades. La Comisión Europea está reflejando simplemente el humor de las capitales nacionales.
Lo cual cifra la última esperanza, en el Parlamento Europeo.
Andrea Cozzolino, europarlamentario italiano del bloque socialista, parece ser el héroe de los astilleros en el Parlamento. En un seminario que él auspició en junio, se mostró abiertamente crítico a la actitud prevaleciente tanto en la Comisión, como en los estados miembros.
“Europa no debe dejarse estar”, afirmó. Hay una “inercia excesiva” en Bruselas, y una competencia “injusta” de parte de Corea del Sur y de China.


“Sé que los gobiernos tienen presupuestos ajustados, pero la acción en este sector es algo sensato”, sostuvo Cozzolino.
La Sra. Paserman desestimó  un esquema de “desguace por construcción”, argumentando que sería ilegal bajo las reglas de asistencia de la UE.
El esquema de reciclado de autos instrumentado poco después del estallido de la crisis financiera no es comparable, pues bajo este esquema la ayuda fue dirigida directamente a los consumidores, explicó. La ayuda a los astilleros constructores, en cambio, beneficiaría a las empresas, y sería por tanto considerado distorsivo.
Cozzolino rechaza estos argumentos. “¿Fue legal el esquema para los automóviles? No sé si fue legal”, concluye.
La industria, también, afirma que el desguace puede justificarse bajo las actuales reglas que permiten la intervención gubernamental con objetivos ambientales.
El parlamentario italiano, que trató infructuosamente de lanzar un esquema de “desguace por construcción” en su región de origen, está procurando ahora el apoyo para generar un debate del plenario del Parlamento sobre esta cuestión. ¿Cuántos de sus colegas estarán presentes en el debate?

Más allá de las cuestiones técnico-legales, es importante no perder de vista el cuadro general.
La declinación de la industria en Europa no es nueva. El crecimiento vertiginoso de la construcción naval en China y el dominio continuado de Corea del Sur han arrinconado a Europa a un nicho de buques de alta tecnología  y de cruceros. Este nicho ahora está en riesgo.
La UE ha abandonado totalmente a ciertos sectores industriales, tales como el de la manufactura de computadoras. La industria asiática no es solamente más competitiva en cuanto a los costos, sino que es también activamente apoyada por el gobierno.
¿Será la construcción de buques la próxima víctima en la UE? A juzgar por los comentarios de la Sra Paserman, hay en Bruselas quienes lamentarán el colapso venidero. Al mismo tiempo, fue suficientemente franca como para admitir que no existe hoy voluntad para apoyar a la industria de la UE.
Dado el tiempo que será necesario para dar vuelta el pesado camión de la UE, Bruselas está a punto de concluir que para esta industria, podría ser demasiado tarde.
Por Justin Stares

Industria moviliza 12 millones en avales para el nuevo buque "off-shore" de Freire

J.C. - VIGO La Consellería de Industria ha movilizado 12 millones de euros en garantías para que el astillero vigués Construcciones Navales P. Freire pueda llevar a cabo la construcción del buque 702 para la armadora noruega Rieber Shipping.
Se trata de un barco off-shore de construcción ligera ROV de 110 metros de eslora. La comisión gestora de Pymar (Pequeños y Medianos Astilleros Sociedad de Reconversión) aprobó la pasada semana la garantía de prefinanciación para el hito de post-entrega de la embarcación de 12 millones, con cargo a fondos de la Xunta.

La comisión gestora de Pymar también ha dado el visto bueno a una garantía de prefinanciación de 3.423.000 euros para el hito de post-entrega del oceanográfico Pegaso, considerado como el buque de investigación marina privado con la tecnología más avanzada del mundo y que ha sido fabricado por encargo de la naviera mexicana Burrillo. Este barco, de 73 metros de eslora, cuenta con un submarino integrado con capacidad para seis personas.

La Xunta –a través de su aportación a Pymar– y la propia sociedad de astilleros habían concedido recientemente un aval de 5 millones de euros como garantías de reembolso para la construcción del buque oceanográfico adjudicado el pasado mes de marzo por el Gobierno británico, a través del Consejo de Investigaciones Medioambientales del Reino Unido.
Esta embarcación, que superará tecnológicamente al Sarmiento de Gamboa, será el buque oceanográfico más grande construido en Galicia, con 100 metros de eslora y 18 de manga, con un valor de 72,7 millones. Este contrato proporcionará 300.000 horas de trabajo al astillero este año, 320.000 en 2011 y 145.000 en 2012. La fecha de entrega está prevista para el 3 de junio de 2013.


También Factorías Vulcano recibió garantías para la terminación de los buques 532 y 533, los dos sísmicos cancelados en su día por Petroleum Geo Services (PGS) y recientemente adquiridos por la también naviera noruega Rieber Shipping. Para el primero de los buques, que se entregará en las próximas semanas, el aval exigido por el armador es de 4.950.000 euros, que cubrirá la Consellería de Industria. La del 533 es de 5.120.000 euros.

sábado, 17 de julio de 2010

José Franco y Xavier Carro opinan
















En Vigo tienen producción naval, mientras en Ferrol, acostumbrados a la subvención...



Y es que en Vigo si que tienen los astilleros operativos y sacandoles rendimiento.Industrial y social,generando empleo, que es para lo que están. Porque mal que les pese a algún socialista, y a los sindicalistas de CCOO;UGT y USTG, el sector naval sufre las consecuencias de la crisis (como todos), pero en Vigo sigue muy vivito y coleando.

En Ferrolterra,por el contrario está más muerto que vivo.La posición de los sindicatos ya es sabida.
Prefieren mantener los 300 empleos públicos de la antigua Astano,antes que revitalizar el astillero.
Y lo que es peor,se empeñan en desvirtuar cualquier intento de recuperación del naval civil.
Ahora desde la UGT,hablan de "tramas especuladoras",para obtener beneficios con esos suelos ociosos. "Incluso" dicen que ellos no se oponen a que  se volviesen a botar plataformas petrolíferas,pero creen que eso sería para obtener algún extraño beneficio especulador....

Yo creo que ni ellos mismos,se crean semejantes disparates.Lanzan estas cortinas de humo para no querer ver la realidad,y la realidad es que Navantia no tiene ningún contrato a la vista,y aunque lo hubiese,la ría de Ferrol tendrá que estar a la cola por detrás de San Fernando y Puerto Real,que acaban su cartera,en breve.


Otros siguen aferrados,a que Defensa,encargué "La comprometida sexta F100",lo que pasa es que el gobierno,no tiene 800 millones de euros para semejante desembolso y esa promesa,por seguro que caerá en el olvido.

Pero el grave problema será para la empresa auxiliar,que serán los que paguen el pato.Los de la empresa matriz,tienen su futuro asegurado, algunos con los dedos cruzados estarán esperando otra vez la lotería de la prejubilaciones a los 55.

Subvención en vez de producción,y así seguiremos...


Manu Reboredo.

Barreras iniciará en verano la ampliación de sus gradas para buques de hasta 250 metros

J. CARNEIRO - VIGO Barreras iniciará este verano las obras de ampliación de sus tres gradas para construir buques de mayor porte, según confirma a FARO su presidente, José Francisco González Viñas. El astillero invertirá en total 42 millones de euros en esta obra de ingeniería que le permitirá construir barcos de hasta 250 metros de eslora –ahora el límite está en 200 metros– y 46 metros de manga –el máximo actual es de 28 metros–. “Con esta ampliación nos convertiremos en uno de los astilleros más competitivos del mundo en nuestro segmento”, asegura González Viñas.
Barreras aprovechará la menor actividad prevista para los próximos meses para poner en marcha una ampliación que ha venido retrasándose en los últimos años por su intensa carga de trabajo. El astillero entregará el miércoles el ferry Abel Matutes a la naviera Balearia, y a finales de mes hará lo mismo con el cuarto sísmico de proa invertida construido en sus gradas para la firma noruega WesternGeco. “Nos quedan dos ferries para Armas y el Edda Accommodation que botamos la semana pasada”, apunta.

Precisamente ha sido la falta de espacio la que obligó al astillero a botar el Edda Accommodation, el primer buque-hotel para la industria petrolífera que se hace en Vigo, ya que la empresa no podía rematar a la vez este buque y el primer ferry de Armas (chocaban entre sí).
La ampliación del astillero se llevará a cabo en tres fases. La primera, que ya concluyó, consiste en reforzar la estructura de las gradas para soportar el peso de buques de hasta 250 metros de eslora. En esta etapa ya se invirtieron doce millones de euros. La segunda será la ampliación de las gradas, a lo largo –hacia el mar– y a lo ancho, que es la principal novedad del proyecto, y en la que se gastarán otros 30 millones de euros.

La primera ampliación anunciada por el astillero contemplaba sólo adaptar la infraestructura a buques con una eslora de 250 metros, pero sin tocar la manga, es decir, ocupando varias gradas. “Nosotros apostamos por ampliar a lo largo y a lo ancho, por lo que vamos a desplazar los talleres móviles hacia Bouzas [dentro del astillero], siempre compatibilizando las obras con la actividad del astillero”, concreta González Viñas.

Barreras ya sufrió dos ampliaciones en los últimos treinta años, pasando de barcos de 120 metros de eslora y 23 de manga, a buques de 200 por 28, como el Abel Matutes (194 metros de eslora). “Tras esta ampliación, Barreras dejará de competir con cien astilleros para hacerlo con veinte”, argumenta.
El crecimiento en eslora y manga ha sido una constante en la historia de los astilleros vigueses, y otro ejemplo es Armón, que ha pasado de poder acoger buques de 60 metros a embarcaciones de más de 100. En el caso de Barreras, se trata del segundo astillero civil con mayor capacidad de España, por detrás de Sestao, que puede construir barcos de hasta 350 metros.

Cartera

El buque insignia de los astilleros vigueses negocia en la actualidad la construcción de doce buques con armadores extranjeros, según apunta González Viñas, que confía en cerrar los primeros contratos en los próximos meses. Entre esas ofertas, Barreras compite por el contrato de lo que serían los primeros minicruceros de lujo (expedition cruises) que se harían en Vigo. Estas embarcaciones –de unos 200 millones de euros– están diseñados para un pasaje de no más de 150 personas y cuentan con la última tecnología y comodidades propias de cruceros de mayor tamaño, incluido servicio de spa.

Barreras cierra con Armas un contrato para construir un nuevo ferri por 120 millones


El naviero Antonio Armas acordó ayer con el presidente de Barreras, José Francisco González Viñas, la construcción de un nuevo ferri para su compañía. El anuncio coincidió con la botadura del "Volcán del Teide", el mayor construido hasta la fecha en las gradas del astillero vigués.

La relación entre Armas y Barreras viene de lejos y con un saldo de 12 ferris construidos. En los últimos siete años, el primer constructor naval vigués entregó a la naviera canaria ocho buques. Además de acabar a flote el "Volcán del Teide", el astillero ha iniciado la construcción de un buque gemelo y en breve pondrá la quilla de la tercera unidad que se contrató ayer por valor de 120 millones de euros. Un cuarto ferri también para Armas está pendiente de financiación y será algo más pequeño que los tres anteriores.


El "Volcán del Teide", es el duodécimo contrato construido por el astillero vigués para la Naviera Armas y costó otros 120 millones de euros. Este es el mayor buque que el astillero construyó a lo largo de su historia en sus gradas, que reportó al astillero y a la industria auxiliar viguesa un total de 1,25 millones de horas de trabajo efectivo. Sin embargo, el mayor ferri entregado por Barreras fue el "Sorolla", pero en este caso el casco se levantó en un astillero de Setúbal y fue traído remolcado para terminar de armarse en las instalaciones de Orillamar.
Al acto de botadura asistieron el presidente de la Naviera Armas, Antonio Armas; el presidente de la comunidad autónoma de Madeira, Alberto João Jardim y el presidente del astillero, José Francisco González Viñas. El buque fue amadrinado por la esposa del presidente de Madeira, María Ângela Andrade, que rompió la botella de champán sobre el casco del nuevo ferry. Además asistieron el conselleiro de Economía e Industria, Javier Guerra; el subdelegado del Gobierno en Pontevedra, Delfín Álvarez; la delegada de la Xunta en Vigo, Lucía Molares; el alcalde vigués, Abel Caballero; el presidente de la Confederación de Empresarios, José Manuel Fernández Alvariño, y el de la Cámara de Comercio, José García Costas, entre otros muchos invitados, una gran parte de ellos procedentes de la comunidad canaria.


El presidente de Barreras destacó que este nuevo ferri se caracteriza por su potencia, la mayor nunca instalada en las gradas del astillero, y que permite al barco alcanzar una velocidad en servicio de 24 nudos, mientras que durante las pruebas de mar alcanzó los 26 nudos. Otro de los aspectos significados del "Volcán del Teide" es su novedoso sistema de estabilizadores retráctiles, que permiten reducir las aceleraciones verticales, con lo que proporciona una mayor comodidad a los 1.500 pasajeros que puede transportar.
El barco tiene una eslora de 175,5 metros y 26,4 metros de manga, lo que hizo que el momento de la botadura fuese espectacular por la proximidad de su casco y la estructura de otro ferri que se construye a su babor. Entre las dos unidades había una separación de poco más de un metro.


El nuevo ferri de la Naviera Armas dispone de una potencia propulsora de 33.600 kW, lo que le proporciona una velocidad de servicio de hasta 24 nudos, y una autonomía de 3.600 millas. En sus bodegas puede transportar hasta 1.578 metros lineales de trailers de hasta 3 metros de ancho y otros 1.088 metros lineales para vehículos de turismo. En su interior el "Volcán del Teide" cuenta con 116 camarotes cuádruples, cuatro camarotes dobles y cuatro camarotes cuádruples para discapacitados, distribuidos en las cubiertas siete y ocho. Además cuenta con salones, vestuarios, piscina, guardería, videocine, lavandería, kiosko y salas de juego, entre muchos servicios.
Una vez entregado a la Naviera Armas, esta nueva unidad cubrirá el trayecto entre Canarias, Madeira y Portimão (Algarve).

viernes, 16 de julio de 2010

MCA-UGT defiende la permanencia de Astano en Navantia frente a “especulación”

5-07-2010 / 18:50 h

Ferrol, 15 jul (EFE).- La Federación Gallega del Metal, Construcción y Afines de UGT Galicia aprobó hoy una resolución en la que defiende la permanencia de la antigua Astano, (Navantia Fene) dentro del grupo naval público Navantia, como parte de los acuerdos suscritos por el sindicato con el Gobierno en 2004.

"Lo que sospechamos desde MCA-UGT es que detrás de las iniciativas (para levantar el veto) se esconde la intención de desvincular al astillero de Fene del sector público para acceder al mercado civil a través de la empresa privada con unas instalaciones gratuitas en las que la especulación estaría servida", señala la resolución sindical.

La Federación se reunió desde primera hora de esta mañana en el local de la UGT en Ferrol para celebrar el I Comité Nacional, que estuvo presidido por el secretario general de la MCA-UGT, Jesús Pérez.

En el encuentro, participaron casi un centenar de delegados, en representación los 14.000 trabajadores del sector afiliados al sindicato UGT en Galicia.

En la resolución sobre el astillero, MCA-UGT Galicia sale al paso de los rumores sobre la antigua Astano y defiende que el astillero de Fene "es importante" para el centro naval de la ría ferrolana.

Recuerda que la factoría de Perlío (Fene), emplea a 350 personas en plantilla y otros 400 de industrias auxiliares que fabrican bloques para los buques australianos que se construyen actualmente en Navantia Fene-Ferrol.

Por otra parte, se analizó el "deterioro económico" del país y el alarmante incremento del número de parados en la Comunidad y se rechazó la reforma laboral, por ser lesiva para los intereses de los trabajadores.

Como ejemplo, entre otras cifras, se destacó el incremento del 11% en el número de parados de la construcción, 3.600 más que en junio del 2009, con una cifra que ronda los 34.239 personas en Galicia.

También se puso de relieve que en el primer trimestre del 2010 se aprobaron en Galicia 59 expedientes concursales, 30 de ellos, en empresas vinculadas al sector de la construcción. Otros 26 fueron de industria, y tres más, empresas de venta o reparación de coches.

Por otra parte, y según consta en el acta del Comité Nacional, la federación MCA-UGT valora el Plan E y exige a la Xunta que ponga en marcha política generadoras de empleo.

El sindicato también criticó la actitud mostrada por la patronal en la negociación laboral y cuestionó el ajuste presupuestario impuesto por la Unión Europea al Gobierno español. EFE.

jueves, 15 de julio de 2010

¿Practica el PP el doble juego con astano?

Viernes, 16 de Julio de 2010 00:40 Jesús Varela Rivas

Toda la sociedad de Ferrol y comarca somos conocedores de los pronunciamientos que últimamente mantiene el PP con respecto a la antigua Astano, sin embargo y pese a ello, todos pudimos palpar igualmente como hasta el momento, los mismos no terminan de alcanzar ese grado de compromiso que los ciudadanos entendemos que se tiene que dar con el astillero. Y es que por lo demostrado hasta el momento, el tema de la antigua Astano solo fue utilizado como arma arrojadiza para desprestigiar un poco más de lo que ya lo está por Ferrolterra, al gobierno de España y a su presidente.
Y ante eso, Srs del PP, hay que decir que de momento toda su actividad en el asunto se queda a años luz de lo que es de esperar de un gobierno autónomo o del principal partido de la oposición en el Parlamento español. Si de verdad, están Vds como dicen, sensibilizados con la situación de la comarca de Ferrol en general y con la del astillero de Fene en particular, tienen que dar muestras reales de compromiso y eso, significa y Vds lo saben muy bien, ir mucho más allá de lo hecho hasta el momento.

Y las últimas muestras de esa falta de compromiso real con Astano, fueron, por un lado, cuando la pasada semana en Santiago, el Sr. Feijóo mantuvo una entrevista con el ministro de Industria de España, el Sr. Sebastián, y el vicepresidente de la Competencia y Comisario de Industria de la Comisión Europea, el italiano Antonio Tajany, y en ella, solo trataron del Camino de Santiago y de la importancia turística y cultural que éste tiene.

Y aún sin poner en duda la relevancia que verdaderamente tiene el Camino para Galicia, lo que desde Ferrolterra no pudimos comprender, es que se dejase escapar la oportunidad que la ocasión brindaba para interesarse por el astillero de Fene ante personalidades tan importantes y con tanto peso específico en el asunto.
De igual forma, que esa rara muestra de compromiso que demostraron al imponer tal y como quedó finalmente el articulo 5º de la recientemente aprobada ILP promovida por Rumbo 21, en el que Vds, que son partido con mayoría absoluta en el Parlamento de Galicia, impusieron al plasmar en el mismo, que la Xunta de Galicia “someterá” todas sus actuaciones a la Mesa Sectorial del Naval. Una mesa por cierto, no del todo representativa del sector, al no estar en ella ni la CIG (que es la central mayoritaria en el sector en la Ría de Vigo) ni el Cluster del sector naval gallego. ¿Cómo es posible que el gobierno de la Xunta se “someta” a lo que decida una mesa compuesta por unos empresarios (patronal ASIME) y los sindicatos CC.OO y la UGT?


El PP y si de verdad está comprometido con la reivindicación para el astillero de Fene, tiene que hacer algo más que escribir cartas o que declarar en los medios la falta de compromiso demostrado por Zapatero y su gobierno.
No es normal que después de tantos incumplimientos con las iniciativas parlamentarias aprobadas sobre la antigua Astano, el líder del principal partido de la oposición no manifieste ni la más mínima preocupación por el asunto, y permita que toda la acción política de su partido, se centre única y exclusivamente en declaraciones para la galería.
No Sr. Rajoy, si su partido, como dice, está sensibilizado con este problema de Ferrol y de Galicia, tiene que mojarse algo más, mucho más, y tanto desde Madrid como desde Santiago.
En Ferrol todos recordamos la falta de implicación del PP cuando de la manifestación por el levantamiento del veto se trató el pasado 27 de marzo, una manifestación, a la que no acudió ningún miembro del gobierno de la Xunta, ningún alto cargo de la Conselleria de Industria y Economía y ningún representante de la política municipal ferrolana de su partido. ¿Es ese el compromiso y la implicación que el PP de Galicia tiene con un sector al que acaban de declarar como estratégico para la economía de la comunidad? ¿ Acaso se puede decir que con la única presencia de Ángeles Díaz en la manifestación, el PP demostró su compromiso?.


No Sr. Feijóo, no es serio proclamar a los cuatro vientos la preocupación que dicen sentir por Ferrolterra y luego no dar palo al agua para demostrar esa inquietud. Porque en ese caso, lo que el PP está haciendo es colocarse a la misma altura que el PSOE y Vds, Srs. Rajoy y Feijóo, al mismo nivel que el Sr. Rodríguez Zapatero y su gobierno. Los compromisos tienen que ir acompañados de gestos, y estos, a día de hoy, todavía no se dieron con la seriedad que el asunto requiere.
La batalla por levantar el veto que pesa sobre la antigua Astano sigue siendo una asignatura pendiente también por parte de todos ustedes, y por lo tanto, si quieren ser coherentes con lo que propugnan y que sin duda volverán a repetir próximamente con la ya inminente campaña electoral municipal, tienen que dar los pasos al frente necesarios que de verdad aclaren a los ciudadanos, sobre todo a los de Ferrolterra, que su compromiso es un compromiso creíble, real y sincero.

Debate de estado de la nación



el presidente ha admitido que resulta "difícil" materializar "la idea de conseguir suavizar el veto a la construcción civil" de los astilleros por Navantia porque la Comisión Europea "entiende que sería un incumplimiento" del acuerdo que las partes alcanzaron en julio de 2005 para cerrar el expediente abierto contra España por las ayudas de Estado otorgadas al astillero, determinadas ilegales por Bruselas.

Zapatero se comprometió a seguir los contactos con la Comisión, aunque sin asumir "ningún compromiso" debido a la postura de partida de la CE respecto a Navantia, aunque también se ha comprometido a garantizar que la "muy alta" capacidad de emprendimiento de las empresas gallegas "no se vea condicionada por el sistema político ni las condiciones de la Unión Europea". Asimismo, el presidente dejó claro que su Gobierno ha mantenido la política de ayudas a las centrales de carbón pese a la "reducción" de estas ayudas al sector que, ha insistido, obedece a la "clara reducción" en la demanda.

lunes, 12 de julio de 2010

Los diputados gallegos no esperan resultados del debate de la Nación para Galicia

Zapatero afronta la semana que comienza su quinto Debate sobre el Estado de la Nación al frente del Gobierno de España. Se presenta como el más difícil dado el escenario de profunda crisis económica y con la obligación de reducir el déficit público, aun a costa de recortes sociales y subidas de impuestos.
Zapatero tendrá que hacer balance de un año de gestión en el que las cosas no le han salido demasiado de cara, con más de 4,6 millones de parados, la controvertida reforma del mercado laboral en marcha, y con los cambios pendientes en materia de pensiones y reestructuración del mercado financiero.

Las expectativas generadas en torno al debate de política general más importante del año en el Congreso de los Diputados no son para lanzar las campanas al aire. El momento en el que se celebrará, los próximos miércoles y jueves -días 14 y 15-, con la mitad de España de vacaciones y la otra mitad ya pensando en ellas, no es el más atractivo desde el punto de vista de su repercusión social.
El presidente del Gobierno central llega al Debate de la Nación en una situación de "debilidad" para sus adversarios políticos, los mismos que, aún sin esperar grandes soluciones, confían en que presente alternativas más allá de "sacarse algo de la manga para tener un titular". De esta forma lo refirió el coordinador de los populares gallegos en el Congreso, Celso Delgado, quien explicó a este periódico que además, en clave gallega, quieren que esta oportunidad sirva para "aclarar dudas y preocupaciones" que han despertado en Galicia las últimas medidas adoptadas por el Gobierno. En todo caso, son reducidas las expectativas en obtener una respuesta.

Delgado tiene claro que la primera preocupación de los gallegos, al igual que la del resto de españoles, es que Zapatero aclare cómo salir del paro y recuperar el empleo, porque un año después de la última de estas citas "la situación es mucho peor". "Al ciudadano gallego le interesa muchísimo saber que planteamiento tiene el presidente para dejar de perder empleo y que empiece la recuperación", añadió el popular.
Respecto a temas específicamente gallegos, el parlamentario del PP apuntó que este debate debería "aclarar en qué medida los recortes en infraestructuras afectan a Galicia". Puso de relieve que "no vale que un ministro (en alusión al de Fomento, José Blanco) diga "voy a salvar el AVE", cuando "hay muchos proyectos de alta velocidad que están avanzando a pasos muy lentos" y además en materia de carreteras "hay muchas que van a un ritmo muy inferior al que tendrían que ir, o están totalmente paradas".

Para Celso Delgado, el Gobierno socialista "debe de vencer sus reticencias" hacia el Xacobeo 2010 y, después de "haber perdido un semestre sin dar el más mínimo apoyo", Zapatero tendría que aprovechar esta ocasión para expresar su compromiso con este evento "fundamental para Galicia". En la lista de cuestiones que, a juicio del PP, serían esperables de este debate está que Zapatero anuncie que "se levanta cualquier traba a la Lei de Caixas". Ante la información de Moncloa de que el presidente ofrecerá un gran pacto para generar confianza, los populares gallegos no ocultan sus recelos, porque ya no se fían.

Algo parecido sucede en las filas del BNG, a pesar de que, según los analistas, el presidente trate de buscar amparo en los nacionalistas en el actual momento de soledad parlamentaria.
El portavoz de los nacionalistas gallegos en el Congreso, Francisco Jorquera, reconoció que "somos escépticos con los compromisos que pueda asumir Zapatero respecto a Galicia, porque tenemos el precedente de lo que dio de sí la presidencia española de la UE". Así, recordó el "fragrante incumpliento" lrelativo al "levantamiento del veto a Astano". "No nos gusta ser prejuiciosos, pero más allá de buenas palabras, dudamos mucho de que haya compromisos concretos y verificables", consideró el nacionalista.
Jorquera adelantó que "vamos a verbalizar un discurso muy crítico" respecto de la gestión de crisis, lo que entienden por un "dererioro de la democracia" y por el intento de "dar por cerrado el proceso autonómico" al hilo del Estatut. La protesta del BNG se elevará porque está convencido de que el ajuste presupuestario va a afectar a todas las infraestructuras gallegas, incluido el AVE", zanjó.
Los socialistas gallegos en Madrid optan por una postura cautelosa ante la cita. Su coordinadora, Margarita Pérez Harráiz, opinó que hay que esperar a que hable el presidente, ya que "las circunstancias obligan a centrarse en la reducción del déficit y los grandes temas de la nación". Así, duda de que Zapatero entre al detalle territorial.
En resumen, ninguna fuerza gallega en Madrid tiene grandes expectativas en alcanzar resultados reales para Galicia en este Debate de la Nación.
mnogueira@elcorreogallego.es
Celso Delgado
Diputado del PP en Cortes
"Esperamos que (ZP) despeje dudas en infraestructuras y se comprometa con el Xacobeo"
M. Pérez Herráiz
diputada del psoe en cortes
"Las circunstancias obligan a centrarse en la reducción del déficit y los grandes temas de la nación"
Francisco Jorquera
voz del bng en el congreso
"Más allá de buenas palabras, somos escépticos con los compromisos que pueda adquirir"
elcorreogallego.es

sábado, 10 de julio de 2010

¿Es posible renegociar el veto?

1-En el año 2004,el gobierno,y los sindicatos alcanzaron un acuerdo mediante el cual se comprometía entre otras cosas una sexta F100,que ingenuamente ahora reclaman algunos.Con las perspectvias económicas actuales,gastarse 150.000 millones de las antiguas,en otra fragata con la que no sabemos que va a hacer,sería un aútentico despilfarro.Tenemos un acuerdo que por mucho que insistan,no se va a cumplir.

2-Tenemos a la empresa Navantia,abocada unicamente a un mercado cautivo,dependiente de acuerdos bilaterales para la consecución de contratos.Los gobiernos van a reducir drásticamente sus gastos militares,por lo que las perspectivas en este sector no son nada buenas.Navantia en Cádiz no tiene carga de trabajo,luego les seguirán otros centros.

3-Ahora mismo Navantia solo presenta ofertas comerciales en el sector civil para la venta de Ferrys.No presenta ofertas para proyectos offshore,y no tiene capacidad de desarrollo de ese nicho de mercado.

Han apostado por una política de construcción naval militar,por eso nunca van a "gastar" ese 20% de cuota civil. No presentan ofertas atractivas a cualquier armador civil y no están en los nichos de mercado donde si hay negocio,como podría ser el offshore.Asi ¿Como esperan contratar un barco?

4-Estamos en una grave crisis ecónomica de la que solo se saldrá reforzando los sectores productivos y generando oportunidades de negocio.Se han permitido ayudas a otros sectores como el del automobil.El sector naval no puede ser menos.

5-Otros astilleros Gdansk,en Polonia,percibieron ayudas ilegales directas,y la CE,ha permitido y limitado la construcción naval.

5-Han pasado 5 de los 10 años de restricción.Evidentemente no se siguen manteniendo las mismas condiciones que se realizaron en el momento de firmar el acuerdo.

6-Si para permitir aquel acuerdo en 2005,se agarraron al artículo de salvaguarda de íntereses de defensa nacional para poder seguir manteniendo el sector naval,se puede aplicar el criterio de proporcionalidad para recuperar alguna de las instalaciones. Las ayudas recibidas reales por Astano no alcanzan los 50 millones de euros.


Nadie duda de las dificultades de la negociación con la CE,pero lo que no se puede hacer,es ni siquiera intentarla.El grupo socialista gallego,de la mano del diputado Xavier Carro,se ha empeñado en desistir de tal intento.La justificación en la que se basa,es en la inviabilidad del sector naval civil.

Pero  la postura de este grupo es justificar siempre las decisiones del gobierno socialista que afectan gravemente a nuestra comunidad .Sean buenas o malas. Ahora con el decreto del carbón le buscarán tres pies al gato,y seguro que le encuentran algún beneficio para nuestra comunidad.Porque ese es su rol,una franquicia de Madrid.

Pero por mucho que lo quieran disimular,no deja de ser cierto que un veto es siempre negativo,sobre todo en esta comarca tan castigada.Quizás intenten esconder que Astano ha sido una pieza de cambio (debido a su gran capacidad productiva) ,la gran baza esgrimida para que la CE hubiese aceptado el acuerdo del 2005,dejandolo congelado por una década.

Aún así sigue siendo un contrasentido la postura de la CE. Una postura que desvía posibles contratos a los astilleros asiáticos.Siendo un barco un elemento lleno de tecnología y bienes de equipo importados, muchos, alemanes y franceses.... y que ante la consecución de un contrato para Astano, se beneficiaría a otras empresas europeas.Por eso,si un armador quiere construir en España,pues la CE le envía directamente a realizar ese contrato a Korea.
Y ese es el punto de vista que hay que presentarle a la comisión.

M. Reboredo

Xavier Carro acusó ayer a la plataforma Rumbo21 de mentir

Por otro lado, Xavier Carro acusó ayer a la plataforma Rumbo21 de mentir sobre el contenido de la Iniciativa Legislativa Popular aprobada recientemente por el Parlamento gallego. El diputado socialista asegura que la demanda de retirada del veto a la antigua Astano «no está por ningún lado», aunque admitió que se hace alusión a la recuperación del mercado naval civil en la factoría. También insistió en que en estos momentos Navantia solo está usando el 12% del 20% de cuota civil de la que dispone.
lavozdegalicia.es

viernes, 9 de julio de 2010

El Gobierno solo trató el futuro de Navantia en una conversación informal con Joaquín Almunia




Las gestiones del Gobierno durante el semestre de presidencia española de la Unión Europea para tratar de levantar el veto a la construcción de buques civiles impuesto a los astilleros de Navantia en Fene se limitaron a una conversación informal con el comisario europeo de la competencia, el español Joaquín Almunia. Así lo reconoció ayer en el Congreso el ministro de Industria, Miguel Sebastián, durante su comparecencia en la Comisión Mixta para la Unión Europea. La apertura de una negociación para tratar de levantar ese veto fue un compromiso asumido personalmente por el presidente del Gobierno antes del inicio de la presidencia española. Así se lo habían demandado además el Congreso y el Parlamento de Galicia en dos resoluciones aprobadas por unanimidad.
El diputado gallego del PP Arsenio Fernández de Mesa reprochó ayer a Sebastián que fuera el propio comisario Joaquín Almunia el que revelara públicamente que el Gobierno español no había planteado formalmente en la Unión Europea el levantamiento de la prohibición de construir buques civiles en Fene. Fue entonces cuando el ministro reveló que el asunto se había tratado en una conversación informal mantenida con Almunia en el palacio de El Pardo.
El PP pide explicaciones
En dicha reunión, según el ministro, el comisario español recomendó al Gobierno que no reabriera el expediente que afecta a los astilleros gallegos. «En Bruselas se sabe cómo se abren los expedientes, pero nunca se sabe cómo se cierran», le dijo Almunia. Sebastián no hizo referencia ayer a ninguna otra gestión sobre el asunto tras esa recomendación de no intentar reabrir el expediente que, según dijo, el Gobierno consideró «prudente y sensata». Por ello, los esfuerzos del Ejecutivo en este momento se centran en «buscar carga de trabajo» a los astilleros.
Además, el ministro reprochó al Ejecutivo presidido por Aznar los problemas generados con este asunto al haber aprobado unas ayudas que finalmente fueron declaradas ilegales por la Comisión Europea. Esa actuación, según Sebastián, «estuvo a punto de suponer la quiebra de los astilleros españoles».
Fernández de Mesa acusó al Gobierno de no querer cargar con las responsabilidades de no haber hecho nada en favor de los astilleros gallegos. «Este no es un tema mío», dijo ayer Sebastián, que aseguró que el asunto depende del Ministerio de Economía. Pero la vicepresidenta económica, Elena Salgado, aseguró el pasado lunes en su comparecencia ante la Comisión Mixta que era al titular de Industria a quien correspondía dar explicaciones. El Grupo Popular ha decidido pedir la comparecencia de los dos ministros en el Congreso para que aclaren las gestiones hechas por el Gobierno español ante la Unión Europea en torno a los astilleros de Fene.
Durante su intervención, Fernández de Mesa insistió en que el Ejecutivo no ha hecho nada para intentar levantar el veto y afirmó que es necesario mantener el marco financiero y fiscal para la construcción de buques en España. Explicó que en este momento las únicas ayudas que existen son a la «innovación» y solo hasta el 20%, lo que a su juicio constituye un error. «Si hay prototipo nuevo, innovación es todo el barco y no el 20%. Esas son las cosas que debiera haber peleado el Gobierno de Zapatero, indolente hacia Galicia y hacia su sector naval», concluyó el portavoz popular.
«Nefasto para Galicia»
Los diputados gallegos del PP calificaron ayer en un comunicado de «nefasto» para Galicia el balance de la presidencia española de la Unión Europea. Los representantes del PPdeG en el Parlamento aseguraron que «la nula capacidad de Zapatero para liderar Europa» ha provocado «que se perdiera una oportunidad única para impulsar los principales sectores productivos de Galicia». Recordaron que el Gobierno planteó como una prioridad de la presidencia española el establecimiento de los ejes de la reforma de la Política Pesquera Común y tras concluir el mandato «no ha logrado presentar ni un solo documento con la posición comunitaria sobre la reforma».
lavozdegalicia

jueves, 8 de julio de 2010

LA INICIATIVA POR ASTANO SIGUE VIVA



Viernes, 09 de Julio de 2010 00:00 Jesús Varela Rivas

Quienes pensaron que una vez conseguido que la Iniciativa promovida por Rumbo 21 se convirtiese en ley ésta pasaría a mejor vida se equivocaron. Y se equivocaron porque Rumbo 21, haciendo un ejercicio de responsabilidad y coherencia, entiende que aún siendo importante lo alcanzado, es insuficiente, y por lo tanto, la plataforma ciudadana considera que tiene que continuar su trabajo mientras no se logre su reivindicación principal, que no es otra que la vuelta del astillero de Fene a la construcción naval civil.
Y en esa línea, y dada la falta de resultados alentadores desde el Gobierno del Estado, después del paso de Zapatero por la Unión Europea, la reivindicación para el levantamiento del maldito veto que pesa sobre el astillero sigue gozando de la más absoluta justificación.
Es cierto, que con la consecución de rango de ley autonómica se dieron pasos importantes al frente, pero el trabajo está sin rematar, y lo seguirá estando mientras no seamos capaces de conseguir que el Gobierno del Estado inicie el camino que le lleve a pedir en Europa la revisión de los acuerdos firmados en el 2004. Y justamente eso es lo que hace que Rumbo 21 considere que el trabajo realizado hasta el momento es una labor incompleta y, por lo tanto, que es algo a lo que hay que prestarle todavía el máximo interés.
Rumbo 21 demostró ser una plataforma seria y responsable, totalmente ajena a todo tipo de intereses que no fuesen los generales de la comarca, y por ello fue capaz de conseguir el respaldo y la consideración de un amplísimo sector de la sociedad.
El pueblo de Ferrolterra captó nuestra transparencia y pudo comprobar nuestro grado de compromiso, por eso y sin haber conseguido todavía lo fundamental de nuestra reivindicación, en Rumbo 21 creemos que tenemos la obligación moral de continuar luchando con la mirada puesta en la consecución del objetivo principal. Y eso pensamos que es hacer un ejercicio de responsabilidad, ya no solo con nosotros mismos, que también, si no con toda esa parte de la sociedad que nos dio su apoyo y su respaldo, y sin la cual nada, absolutamente nada, sería factible de conseguir.
Es importante entender que nos encontramos ante una labor empezada pero incompleta en su desarrollo, un trabajo sin rematar, y como tal creemos que no sería serio abandonarlo sin agotar todas las posibilidades a nuestro alcance, y esas posibilidades, queridos lectores, serán las que el pueblo de Ferrolterra quiera que sean.
En Ferrolterra hasta podemos asumir que nos engañen los que nos ven como algo lejano, aquellos que, porque no les toca de cerca, no se sienten sensibles a nuestros problemas. Pero lo que bajo ningún concepto deberíamos de aceptar, es que nos engañen las personas a las que nosotros mismos, los ciudadanos de Ferrol y comarcas, elegimos para que nos representen y defiendan nuestros intereses.
El problema de la antigua Astano es pura y estrictamente de voluntad política, y por lo tanto tenemos que exigirle a los políticos, pero exigirles de verdad y con todas las consecuencias, que no continúen mintiéndonos y que trabajen honradamente en la consecución del objetivo final. No debemos permitir que nos tomen el pelo y se rían de nosotros en cada consulta electoral. Aquí, por estos lares, a todos nos cantan los oídos de oír promesas, promesas repetidamente incumplidas que se dan elecciones tras elecciones, sobre el astillero de Fene, y ésa es una dinámica que no podemos consentir que se repita de nuevo y por más tiempo.
Las prejubilaciones, lejos de beneficiar, le hicieron mucho daño a la comarca de Ferrolterra, pues fueron la consecuencia de la comodidad, de la apatía y de la despreocupación con la que hoy vivimos respecto a la situación que vive nuestra sociedad. Actualmente estamos un tanto insensibles de cara a los demás y narcotizados con respecto a la situación real de nuestra ciudad y comarca. Y ese dinamismo que la clase trabajadora de Ferrolterra tenía hace unos años es imprescindible recuperarlo para seguir manteniendo a pesar de las dificultades, a una ciudad y a una comarca a la que vemos como lentamente se va muriendo sin que las diferentes administraciones hagan nada para evitarlo, y además, contando para ello con el descarado mutismo de algunos de nuestros representantes políticos.
Si la sociedad de Ferrolterra quiere poner fin a tanta incertidumbre, tiene que dar un paso al frente, y para ello, se hace necesario empezar por exigir de todas las organizaciones del entorno, tanto vecinales, como políticas, sindicales o empresariales, más compromiso y sentido de la responsabilidad del últimamente demostrado.
Si ya es difícil conseguir algo aún intentándolo todos unidos, si no nos movemos ni tan siquiera tendremos la seguridad de que ese maldito veto y fruto de otro engaño, como ya ocurrió, se levante en el año 2015, y es por esa razón por la que no debemos de mantenernos impasibles.

miércoles, 7 de julio de 2010

Arsenio Fernández de Mesa: “El comportamiento de ZP con Astano es de una indolencia total”




El presidente del Gobierno reiteró en el Congreso de los Diputados que la solución para el astillero de Navantia Fene era muy complicada. Cerrada la presidencia de turno española en Bruselas, el diputado gallego del PP Arsenio Fernández de Mesa carga contra el presidente del Ejecutivo.

Se acabó la presidencia de turno de España de la Unión Europea y no se ha pedido el levantamiento del veto para el astillero de Navantia Fene. Su condena la comparten también grupos políticos y sociales gallegos...
Es que la condena es de Galicia. Esto es una falta de respeto a todos los gallegos. Hay astilleros en Vigo que podrían hacer grandes barcos y que no los pueden asumir porque no les dejan usar las instalaciones de Astano.

¿Es tan complicado levantar ese veto para que el Ejecutivo no lo haya intentado?
En absoluto. Lo que falta es compromiso del PSOE por el sector de la construcción naval, falta de compromiso del Gobierno. Antes de acceder a la presidencia de turno los socialistas dijeron una y otra vez que su gestión en Bruselas iba a marcar un antes y un después. A los gallegos, desde luego, no se nos va a olvidar.

Discúlpeme que insista pero, ¿tan difícil es que Bruselas acceda a levantar el veto?
Es que la Unión Europea no toma las decisiones porque sí, las toma cuando los gobiernos le pantean una serie de cosas. Si España hubiese planteado con rigor que por qué un astillero no puede hacer barcos habría conseguido lo que consiguen todos los países. Está pasando que hay empresas que van a Asia porque los astilleros españoles no pueden hacer barcos tan grandes, barcos que sí se podrían hacer en Fene. Zapatero ha dejado Navantia en manos de Defensa, y el futuro inversor de esta cartera va a menos. La única carga que tienen ahora estos astilleros es la que consiguieron los gobiernos del PP.

El compromiso verbal con Navantia Fene, desde luego, no es algo nuevo del señor Zapatero...
Pero en el Debate sobre el Estado de la Nación el presidente del Gobierno se comprometió a trabajar para levantar el veto al astillero. Es el único en toda Europa y el mundo que está sometido a una sanción de este estilo. El Gobierno no ha hecho nada.

¿Qué es lo que le argumentan a ustedes desde el Ejecutivo?
Hoy [por ayer] le preguntamos a la ministra Elena Salgado sobre este tema. Ella es la dueña de los astilleros de Navantia. No la dueña patrimonial, evidentemente, pero dependen de su cartera de Economía y Hacienda. Y lo único que hizo fue remitirnos al ministro de Industria. El comportamiento de Zapatero con la antigua Astano es de una indolencia absoluta. ¿De qué nos sirve que Zapatero y De la Vega anunciaran en mítines que iban a hacer tanto por el naval gallego?

¿A qué cree usted que se enfrenta entonces Navantia Fene?
Si no se levanta el veto, la nueva reconversión naval caerá sobre Galicia. Este Gobierno no apuesta por este sector. El Gobierno del despido libre.

No puedo evitar preguntarle por lo que declaró el ministro Sebastián. Dijo que era mejor dejar las cosas como están...
Es una vergüenza. Es lamentable que este señor vaya a Galicia a darnos una bofetada a todos los gallegos. He visto declaraciones mejores por parte de los socialistas.

xornal.com

martes, 6 de julio de 2010

Dos alcaldes:Uno que piensa en sus vecinos y otro que no.


Los dos son del mismo partido.Del Psoe.Uno es Iván Puentes,alcalde de Fene y el otro es Valentín Formoso,alcalde de As Pontes.

Ambas ciudades cuentan con grandes superficies dedicadas al sector industrial,y sobre ambos se ciernen serias dudas para su futura pervivencia.
En Fene con ayuda de múltiples gobiernos han desmantelado la antigua Astano.Ha quedado reducida a taller auxiliar de Navantia Ferrol.El equipo humano que en su día desarrollo el sector offshore de la ría,ha desaparecido en su mayoría.Ahora si no se hace nada a tiempo,esas instalaciones que llevan 8 años sin ver  inguna botadura,serán pasto del óxido y  la maleza.

En As Pontes tenemos una situación parecida.Zapatero muy comprometido con las deficitarias cuencas míneras,va a impulsar un decreto que prime el uso del carbón aútoctono en detrimento del carbón exterior (el que usa laCentral de As Pontes y Meirama).Por lo que ambas instalaciones dejarán de ser rentables quedando gravemente en entredicho su supervivencia.


 Pero en As Pontes,tienen un alcalde socialista,que sabe que el futuro de la central de Endesa,va aparejado con el futuro de sus vecinos,este se opone firmemente al decreto de Zapatero y avisa que
«Lo contrario lo veo imposible, sería para dejar la política»

El alcalde de Fene por el contrario,mantiene un perfil bajo en su postura con el astillero.Lo da todo por perdido y afirma que solo queda esperar.
La única pega es que hay que esperar 5 años.El probablemente si que pueda permitirse estar 5 años sin pegar un palo al agua,pero otras muchas personas,seguro que no.

Pero es que incluso el alcalde de As Pontes,si apoyo firmemente el levantamiento del veto a la antigua Astano,porque sabe que es beneficioso para toda la comarca,mientras el propio alcalde de Fene,dío su apoyo tras varios requerimientos y presiones.


Son como el día y la noche.....

Manu Reboredo.

lunes, 5 de julio de 2010

Lei 5/2010, do 23 de xuño, de fomento do sector naval de Galicia.

Exposición de motivos

O sector marítimo está constituído polas compañías navieiras que prestan servizos de transporte marítimo, polos armadores de pesca e polas súas industrias de procesamento e manipulación de peixe, pola industria da construción, transformación e reparación naval de barcos e unidades offshore, polos equipos e servizos portuarios, pola industria da construción de embarcacións deportivas, de lecer e de competición e pola industria auxiliar dedicada á fabricación de bens de equipo, compoñentes, conxuntos e servizos demandados polas compañías navieiras, armadores de pesca, estaleiros, portos, cultivos e explotacións pesqueiras e polas empresas de acuicultura. É un sector fundamental que determinou historicamente a evolución da economía galega. Foi a orixe dos focos máis importantes da súa actividade industrial, e segue a ser determinante para o mantemento das poboacións costeiras e para o desenvolvemento das áreas urbanas máis importantes e desenvolvidas do país. Dentro do sector marítimo galego, a construción e a reparación navais teñen un rol fundamental, polo que existe un gran consenso no país sobre a súa cualificación como sector estratéxico.

A reconversión, entendida como puro recorte da capacidade de produción, foi especialmente dura, arbitraria e inxusta coa construción naval galega, nomeadamente con Astano. De nada serviron a resistencia dos traballadores nin as argumentacións emitidas desde os sindicatos e desde a propia Xunta de Galicia. Uns e outros expuxéronlle ao Goberno central que Astano non debería ser a vítima propiciatoria do axuste, que, se ben a Unión Europea obrigaba a reducir capacidade, non apuntaba a ningún estaleiro en particular e que, entre os grandes estaleiros españois, era o que tiña unha maior experiencia exportadora, o que construíra e botara os meirandes barcos do mundo desde grada e o que ofrecía un mellor balance produtivo nos anos anteriores ao axuste. Era o único estaleiro español que construíra un buque de transporte de gases licuados, o primeiro en operar con éxito na tecnoloxía offshore e o que reducira máis o seu cadro de persoal entre 1975 e 1984.

O estaleiro de Perlío (Fene) foi sometido a un durísimo plan de axuste, que comezou por diluír, primeiro, e facer desaparecer progresivamente, despois, a súa personalidade empresarial dentro do conglomerado da División da Construción Naval do INI (antigos Estaleiros Españois), no que os seus principais competidores (La Naval de Sestao e Astilleros de Puerto Real) copaban os postos directivos, feito do que se aproveitaron para facer de Astano a vítima propiciatoria da construción naval española.

Astano sufriu un fortísimo axuste laboral, e pasou dos 6.500 traballadores en sucesivas fases a só uns mil a principios da década dos noventa, e, por outra banda, foi inhabilitado para a construción naval tradicional. A súa oferta debería limitarse só á produción de artefactos offshore; un mercado moi exixente desde un punto de vista construtivo, dominado polos demandantes que fixan elevados estándares de calidade derivados das especiais e exixentes condicións de traballo do mercado offshore; un mercado, en fin, no que é moi difícil operar en beneficios para os novos ofertantes e que exixe unha forte peaxe de entrada, que Astano tivo que pagar en forma de importantes perdas ao longo de toda a década dos anos noventa.

Cando Astano tiña gañado un recoñecemento pola calidade dos seus produtos e se atopaba ben situado desde un punto de vista tecnolóxico no sector offshore, logo de converterse nun referente de ámbito mundial, xa integrado en Izar e no proceso de transformación de Izar en Navantia (2004), foi obxecto dun novo axuste que lle impediu desta volta operar na construción naval civil.

A cúpula directiva de Navantia argumenta que a volta de Astano á construción naval civil poría en perigo a súa continuidade, por mor do incumprimento duns acordos, asinados entre a empresa, os sindicatos CC.OO. e UGT e a Unión Europea en 2004, que impedirían que Astano construíse calquera clase de buques civís ata o ano 2015, en condonación polos 1.200 millóns de euros que a UE lle exixía á Sociedade Española de Participacións Industriais (SEPI) polas axudas públicas ilegais á construción naval dedicadas por Izar a compensar as perdas de todas as factorías integradas na SEPI entre 1999 e 2004.

Este curioso acordo faría recaer sobre o estaleiro de Fene -na práctica inactivo nese período- todas as culpas da deficiente xestión do conxunto da construción naval pública española, converténdoo outra volta na vítima propiciatoria dunhas perdas das que non puido ser o principal causante, porque, como acabamos de dicir, un cadro de persoal de apenas mil persoas estivo practicamente inactivo entre 1999 e 2004.

Afortunadamente, a situación, tras a reconversión dos estaleiros de Vigo, é moi diferente. A situación produtiva da construción naval viguesa é boa en xeral, como reflicten os máximos niveis históricos de contratación e emprego a finais de 2008. Porén, é preciso pór de manifesto que a súa situación patrimonial non é aínda sólida. Na maior parte dos casos os seus balances reflicten unha xa crónica falla de recursos propios e un fondo de manobra moi minguado, que os obriga a seguiren integrados na Sociedade de Pequenos e Medianos Estaleiros en Reconversión (Pemar). A incidencia da actual crise financeira está a impedir o acceso a fontes de financiamento a curto prazo, que pode pór mesmo en perigo a continuidade produtiva de moitas empresas auxiliares e mesmo dalgún estaleiro. Aínda que a axenda de pedimentos segue a ser importante, de persistiren as actuais restricións de crédito, segundo ten manifestado Aclunaga, poderían impedir que se concretase o asinamento de novos contratos.

É preciso salientar que unha estrutura sostible para a construción naval só pode acadarse coa presenza dunhas empresas auxiliares fortes e ben financiadas. O axuste á competencia dos mercados globais fai imprescindible a colaboración entre os estaleiros centrados nas actividades técnicas de planificación e control e as empresas auxiliares máis pequenas e flexibles interrelacionadas entre elas e cos estaleiros principais, mesmo desde as primeiras fases do deseño de novos produtos. O obxectivo ha de ser conseguir unha estrutura en rede de carácter colaborador entre o estaleiro e as empresas auxiliares dedicadas a actividades diferenciadas nos distintos ámbitos produtivos. A eficiencia de cada parte e unha maior flexibilidade da rede permitirán acadar a eficiencia global. Este proceso de desintegración-integración ha de acometerse co principio fundamental, que debe rexer para todos os axentes, de que a construción naval, se quere sobrevivir, ten que actuar segundo as regras dun xogo cooperativo no que a industria debe gañar para que cada empresa gañe. Non é posible acadar ese obxectivo con empresas auxiliares con escasos recursos propios, ás que os seus estaleiros-clientes lles están a pagar en prazos cada vez máis demorados, se ademais se lles pecha a billa do crédito por parte das entidades financeiras. O futuro da nosa construción naval exixe unha decidida aposta de apoio desde a Xunta e as entidades financeiras galegas. Ao mesmo tempo, exixe unha especial implicación da patronal e dos sindicatos na procura da excelencia para garantir un sector sólido e con expectativas de continuidade a longo prazo.

Non ten sentido, cando nos atopamos mergullados nunha fonda crise global como a que estamos a vivir, seguir a manter o estaleiro de Fene como un simple taller auxiliar de Navantia, infrautilizando as súas instalacións construtivas -sen dúbida unhas das mellores de Europa-, mentres a construción naval está a amosar unha fortaleza moito maior ca a doutras actividades industriais ás que se ten decidido apoiar orzamentariamente desde o Goberno central e desde a Xunta.

Non ten sentido ignorar a complementariedade que lle ofrecen as instalacións de Fene ao conxunto da construción naval galega, incluídos os estaleiros de Vigo, para permitírenlles optar á realización de ofertas de construción de unidades ás que na actualidade non poden acceder.

Non ten sentido desprezar as posibilidades de fabricación do estaleiro de Fene para a construción e a ensambladura de grandes infraestruturas dedicadas a outro tipo de actividades, como equipamento de portos, guindastres, equipos para refinarías, construcións especiais, etc.; ou para as tecnoloxías de aproveitamento de enerxías, como a mariña (ondas, correntes mariñas, mareas, etc.), que han de dar lugar á necesidade de construír artefactos flotantes de certa envergadura que terán que ser fabricados ou ensamblados en infraestruturas produtivas con saída ao mar; ou a eólica, para cubrir as necesidades dos novos parques que se desenvolverán mesmo en alta mar con infraestruturas de soporte offshore.

Non ten sentido que para xerar novas rendas e manter o consumo e a demanda agregada se estean a apoiar orzamentariamente plans de incentivación do gasto público por medio de programas de creación de empregos en áreas como o coidado do patrimonio e a limpeza das estradas, non creadoras de riqueza nin de empregos estables, e siga a negárselle ao antigo Astano a posibilidade da fabricación de barcos civís cando conta con instalacións tan acaídas para a construción de artefactos offshore, LNG, quimiqueiros, petroleiros de produtos ou grandes portacontedores; segmentos de negocio que están a manter a construción naval europea resgardada da competencia asiática.

Non ten sentido ignorar a capacidade de xeración de emprego da construción naval nestes intres de crise xeneralizada do emprego cando, segundo os datos de Awes, ten aínda un gran percorrido se comparamos os datos de emprego da construción naval española cos doutros países europeos: España, 8.000, fronte aos 20.000 de Alemaña, 17.000 de Francia, 17.000 de Polonia, 14.000 de Holanda, 12.000 de Italia, 10.000 de Romanía, 9.000 de Croacia, 8.000 do Reino Unido...


Non ten sentido seguir a manter unha política tépeda e de falta de apoios claros desde a Administración cun sector que está a consolidarse como fundamental na actividade industrial de países europeos, como amosa a repartición da carga de traballo en Europa por medio das axendas de pedimentos da Awes a 31 de decembro de 2007: Alemaña (27%), Italia (18%), Noruega (16%), Holanda (11%), Francia (6%), España (6%)...

Aínda que o mundo está a vivir unha fonda recesión, con taxas de crecemento próximas a cero, o transporte marítimo mantén aínda taxas de crecemento significativas. Os grandes intercambios comerciais entre Europa, USA, Iberoamérica, Oriente Medio, India e Extremo Oriente están a realizarse cada vez máis por medio do transporte marítimo. O consenso é cada vez maior en todo o mundo sobre as vantaxes en termos de custo e impacto ambiental, e esta tendencia reforzarase facendo aumentar significativamente os fretes marítimos e a demanda de buques. Non só o comercio ultramarino, senón tamén os intercambios intraeuropeos, faranse cada vez, en maior medida, combinando transporte marítimo e ferroviario, en detrimento dos transportes terrestre e aéreo, moito máis caros e prexudiciais en termos ambientais. Os ministros de transportes da UE son conscientes desta situación e comprometéronse a remediala, dándolle máis pulo ao transporte marítimo a curtas distancias -short sea shipping- coa combinación do trasporte ferroviario, polo que é lóxico agardar que a demanda de buques civís para o tráfico intraeuropeo aumente nos anos vindeiros.

O crecemento de todos estes tráficos, moitos deles a través do corredor de Fisterra, converterá a eurorrexión Galicia-norte de Portugal (desde Leixões a San Cibrao) nunha plataforma sobre o Atlántico, nun eixo central do tráfico ultramarino e intraeuropeo, polo que a dotación de infraestruturas portuarias á altura dos tempos na ría de Vigo e no golfo Ártabro, integradas nos seus hinterlands por boas estradas, camiños de ferro e polígonos industriais, conformará o futuro desenvolvemento de Galicia. Non ten sentido pensar nun país así, inzado de portos comerciais, pesqueiros, deportivos, instalacións de acuicultura, conserveiras, transportes terrestres e ferroviarios, industrias auxiliares especializadas, etc., que non lle dea pulo a un sector da construción naval para construír e reparar os buques que pasan ou recalan nos nosos portos. Se a actividade marítima, e a construción naval en particular, ha de ser un vector estruturante do futuro desenvolvemento da eurorrexión Galicia-norte de Portugal, non pode estar a negárselle ao estaleiro de Fene a posibilidade de construír barcos civís e todos os demais elementos que o noso sector marítimo precisa.

Non ten sentido que, aproveitando as instalacións do estaleiro de Fene, axeitadamente combinadas para obras singulares cos diques de Navantia, non se articule un gran centro de reparacións na ría de Ferrol que potencie aínda máis a importante capacidade presente.

En Ferrol funcionan xa desde 1968 a Escola Universitaria Politécnica e desde 1991 a Escola Politécnica Superior da Universidade da Coruña. En ambas as dúas escolas a ensinanza da construción naval formou sempre parte dos seus plans de estudo, e os enxeñeiros que saíron das súas aulas son na actualidade técnicos e directivos cualificados de moitos estaleiros, nomeadamente dos galegos. A presenza destas escolas permitiu darlle continuidade á existencia de técnicos cualificados, amortecendo en gran medida o desastroso impacto que sobre o capital humano tivo a reconversión. Os departamentos de Enxeñaría Naval e Enxeñaría Industrial da Universidade da Coruña contan con grupos de investigación nos que se apoian cada vez máis as iniciativas de I+D+i das empresas galegas do naval. Desde a propia Administración galega está a impulsarse a creación dun centro tecnolóxico do sector naval, que actuará como centro neurálxico para o cambio tecnolóxico e para a adaptación organizativa e operativa do sector.

Non ten sentido, con todos estes recursos á nosa disposición e coa esperanza dun futuro tan prometedor, non darlle á construción naval galega todo o apoio administrativo e financeiro. Chegou xa o tempo de curar a ferida que supón para o tecido industrial de Ferrolterra a amputación que supuxo practicamente a desaparición de Astano.

En coherencia coa exposición anterior, a Xunta de Galicia debe asumir as competencias que lle permite o actual marco estatutario galego para exercer a defensa e o impulso do sector naval galego no seu conxunto, porque é un sector produtivo estratéxico para a economía do noso país, e debe desenvolver, así mesmo, as accións precisas para reactivar o estaleiro de Fene, e máis aínda nun momento de grave crise económica e de forte incremento do desemprego.

Por todo o exposto, o Parlamento de Galicia aprobou e eu, de conformidade co artigo 13º.2 do Estatuto de Galicia e co artigo 24º da Lei 1/1983, do 23 de febreiro, reguladora da Xunta e da súa Presidencia, promulgo en nome de El-Rei a Lei de fomento do sector naval de Galicia.

Artigo 1º
O sector naval de Galicia, entendendo por tal o conxunto de empresas que teñen por obxecto a construción, a reparación, a reciclaxe e a transformación de buques e outros artefactos flotantes e a súa industria auxiliar, constitúe, nos termos establecidos por esta lei, un sector produtivo estratéxico para a economía de Galicia.

Artigo 2º
A Xunta de Galicia, no ámbito das súas competencias e conforme a normativa estatal e comunitaria aplicable, establecerá programas específicos de fomento do sector naval nos ámbitos que a seguir se relacionan:

a) A investigación, o desenvolvemento e a innovación.
b) A formación profesional.
c) O ordenamento de usos dos espazos portuarios.
d) As axudas á construción, á transformación, á reciclaxe e ás reparacións navais.

e) As axudas á exportación e á internacionalización.
f) O establecemento das garantías necesarias para a construción naval.
g) A mellora da competitividade dos estaleiros e da industria auxiliar.
Artigo 3º
A Xunta de Galicia favorecerá o establecemento dun novo marco de axudas, no ámbito comunitario e estatal, dirixidas ao sector naval galego. Asemade, a Xunta de Galicia realizará as actuacións necesarias para conseguir o desenvolvemento industrial dos activos titularidade de empresas estatais integradas no sector naval de Galicia que non teñan actividade.

Artigo 4º
Conforme o establecido no Estatuto de autonomía, a Xunta de Galicia negociará co Estado:

1. A súa participación na xestión das empresas públicas estatais integradas no sector naval de Galicia que, pola súa natureza, non poidan ser obxecto de traspaso.

2. O uso dos activos dos que as empresas estatais integradas no sector naval de Galicia sexan titulares e que non estean sendo aproveitados para a construción, a reparación, a reciclaxe ou a transformación de buques ou outros artefactos flotantes.

3. Aproveitando as xestións que realice na Unión Europea o Reino de España, que se resolva ante esta que as instalacións do estaleiro de Navantia, en Fene, poidan dedicarse tamén á construción e á reparación de buques civís.

Artigo 5º
Co fin de garantir unha axeitada aplicación das medidas recollidas nesta lei, a Xunta de Galicia someterá todas as súas actuacións á Mesa Sectorial do Naval, emanada do diálogo social.

Disposicións derradeiras
Primeira.-Consonte o establecido no artigo 4, a Xunta de Galicia desenvolverá as actuacións precisas para lograr que as instalacións do estaleiro de Navantia, no concello de Fene, volvan á construción, á reparación, á reciclaxe ou á transformación naval civil e a outras actividades afíns vinculadas a este.

Segunda.-Esta lei entrará en vigor o día seguinte ao da súa publicación no Diario Oficial de Galicia.

Santiago de Compostela, vinte e tres de xuño de dous mil dez.
Alberto Núñez Feijóo